viernes, mayo 05, 2006

Triste noticia para la coeducación: ha muerto Mª José Urruzola


Lamento tener que escribir este tema nuevo pero la noticia me ha dejado paralizada y necesito decirlo para entenderlo.

Precisamente ahora que estamos en plena faena de computar las encuestas de nuestros centros sobre la coeducación, cuando nos damos cuenta de todo el camino que tenemos que recorrer en este campo por alcanzar la igualdad, esta noticia nos afecta más.

Yo no conocí personalmente a Mª José, pero he leído muchos de sus artículos y conozco las “Guías para Chicas” que han circulado por todos los centros donde el tema de la Coeducación está presente.

La noticia de su muerte nos sorprende más porque estaba en plena capacidad de trabajo y sus ideas insuflaban la energía vivificadora para seguir adelante en el trabajo diario.

Es necesario nombrarla para que su persona y sus palabras, no desaparezcan.

Mª José Urruzola, gracias por tus palabras.

5 comentarios:

Ana Echarri dijo...

Fue una mujer luchadora, que trabajó con dedicación por una educación no sexista y que, por ello, fue muy criticada e injustamente vilipendiada.

Francisco Nicolás dijo...

No cabe duda que se trata de una gran pérdida, profesora comprometida, política comprometida y mujer coherente con sus principios. ¡Qué difícil!Su guía dió mucho que hablar y en muchos foros fué muy criticada. Pero ahí queda su obra y su memoria...¡Gracias!

MELI dijo...

Razón de más para que las mujeres como tú, Juana, toméis el relevo ideológico. Y para que las demás procuremos ser ejemplo y vivir sin arrodillarnos.

MELI dijo...

Algo se me ha olvidado y es una triste anécdota: hoy, en las Jornadas sobre utilización de las TIC en la práctica docente, donde precisamente Rosa y Ana han hecho tan buen papel y han dejado a nuestro centro como ejemplo a imitar, no tanto por la tecnología como por ese mensaje de libertad, igualdad, conciencia... que intentamos trasmitir... bueno, pues en ese foro en que se supone a todos los participantes una educación y una cultura, y una elegancia moral, y un saber estar, alguien (un hombre)tuvo una salida de tono espectacular e incomprensible: nada más y nada menos dijo que, si hubiera que prejubilar a parte de los enseñantes por su incapacidad de adaptarse a las innovaciones tecnológicas, la mayoría de las mujeres tendrían que irse a su casa.
No hace falta Spielberg: los dinosaurios no se han extinguido.

Juana G. Linares dijo...

Gracias Meli por tus palabras pero me daría pánico pretender relevar a una mujer de la categoría ideológica de Mª José. Lo que sí es cierto que queda mucho camino por recorrer hasta conseguir que la igualdad de derechos entre los sexos sea real. En el camino nos encontraremos respuestas como la que has señalado muchas veces porque la educación androcéntrica que durante siglos hemos recibido no desaparece porque se apruebe una ley.
Lo importante es seguir adelante, paso a paso apoyándonos tod@s l@s que creemos en ello y, como decía mi padre "a palabras inodícticas, oídos de pertepético" que no sé de dónde lo sacaría pero que suena muy bien.